PROGRAMA DE ACTIVIDADES

Área de Formación y
Perfeccionamiento Profesional

 

FORMACIÓN PROFESIONAL CONTINUA Y OCUPACIONAL

 

Considerando la necesidad de la implantación y mayor desarrollo tanto de la formación ocupacional para la inserción laboral como de la formación profesional continua, que forma parte de la educación permanente y tiene por objeto permitir la adaptación de los trabajadores a los cambios de técnicas y de condiciones de trabajo, la Fundación ha colaborado en diversos programa de formación, durante los últimos ejercicios.

En cuanto a los métodos prácticos utilizados, los cursos se desarrollan principalmente mediante formación presencial, pero se considera que deben revisarse los métodos pedagógicos para que se centren más en la persona, y que es, asimismo, importante integrar mejor las nuevas técnicas, sobre todo las de carácter multimedia, como mecanismos de transmisión de los conocimientos basados en nuevas tecnologías y nuevos enfoques de la enseñanza, el aprendizaje y el trabajo.

La TELEFORMACIÓN con soporte informático y de comunicación telefónica, constituye el medio interactivo de acceso a diversas unidades didácticas, sesiones de formación, documentos multimedia, ... que trata de favorecer la accesibilidad a la formación profesional de diversos colectivos en especial de población rural, usuarios con diferentes tipos de discapacidad, colectivos cuyas obligaciones no les permiten largos y costosos desplazamientos, o colectivos sin infraestructura formativa, etc., y, en relación con dicha red, el desarrollo de una biblioteca remota de consulta para los alumnos, sobre la materia de los cursos y otra temática de interés, así como en relación, asimismo, con esta tecnología avanzar en la investigación e implementación de servicios telemáticos de trabajo a distancia, el TELETRABAJO.

 

ORIENTACIÓN Y MEDIACIÓN INTERCULTURAL

 

La Fundación cuenta con un  Programa de Orientación y Mediación Intercultural que se encuentra cofinanciado fundamentalmente por el Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) del Gobierno de Aragón y el Fondo Social Europeo, así como por el Instituto Aragonés de la Mujer (IAM), y la colaboración de CEPYME ARAGÓN.

Tiene como objetivos generales:

   La sensibilización de la población  para la plena integración del inmigrante y el respeto de la diversidad cultural; conformando una sociedad abierta al diálogo y a la convivencia en nuestra comunidad;

  La capacitación de nuevos profesionales para intervenir con éxito, en distintos ámbitos, en la prevención y resolución de conflictos interculturales;

   La mejora de la situación de los inmigrantes en Aragón, a través de la formación, prácticas no laborales en entidades (públicas y privadas) y empresas, orientación profesional (grupal e individualizada) y búsqueda activa de empleo, en especial en el ámbito de la mediación intercultural.

Las destinatarias del Programa son preferentemente: Mujeres inmigrantes, residentes en España, con titulación universitaria o experiencia en intervención con inmigrantes, conocimiento de la lengua española e interés por intervenir en el campo de la interculturalidad.

La metodología se basa en: Selección para el acceso y aprovechamiento del Programa; Tutorías individualizadas; Apoyo mediante becas, para facilitar la participación, en función de las necesidades de las usuarias, si fuere necesario; Formación teórico-práctica; Prácticas no laborales voluntarias para difusión y puesta en práctica de la mediación; Orientación profesional con diagnóstico de la situación individual, para favorecer la plena inserción social y laboral, preferentemente en el ámbito específico.

 

MASTER EN ORIENTACIÓN

 

Teniendo en cuenta que el mundo del trabajo ha evolucionado rápidamente en los últimos años; y que hace relativamente poco tiempo el tránsito desde la escuela al trabajo era prácticamente lineal, profesiones y puestos de trabajo se correspondían con un tipo y un nivel de formación, existía la posibilidad de tener un puesto de trabajo para toda la vida.

Sin embargo, ahora, en el entorno socio-laboral actual este proceso prácticamente no se produce. Los jóvenes no pueden pensar en un puesto de trabajo para toda la vida; deben prepararse para contar, en los posibles periodos de desempleo y para tener expectativas de mejora profesional, con reconducir sus itinerarios profesionales mediante la formación complementaria que les permita adaptarse a los rápidos cambios que sufren tanto las profesiones como las organizaciones.

En este cruce de itinerarios y en el surgimiento de nuevas profesiones, como es el caso de la de orientador, a las que no tienen tiempo material de adaptarse los currículos académicos, la orientación escolar, académica y profesional adquiere una enorme importancia; surge la necesidad de autoorientarse a lo largo de toda la vida.

Al mismo tiempo, hay que considerar la ampliación del campo de la intervención en Orientación al conjunto del espacio comunitario y del derecho a la movilidad de los ciudadanos y ciudadanas en el trabajo y en la formación.

España es uno de países de la Unión Europea que tiene mejores condiciones para dar cabida a los profesionales de la Orientación, con una intervención más o menos directa en función de los momentos del proceso: de carácter psicopedagógico, en los primeros años, con los Equipos de Atención Temprana; la Orientación escolar, académica y profesional con los Equipos Multidisciplinares externos al Centro de Enseñanza ó Departamentos de Orientación, en su caso, dependiendo de la administración educativa de la Comunidad Autónoma de que se trate y de los centros privados que puedan coadyuvar en esta tarea, que existen en algunos casos; con lAs OPEAS en las administraciones laborales o los servicios similares de nivel autonómico, en muchos casos ubicados en sedes de agentes sociales (asociaciones empresariales y sindicatos) y/o fundaciones entre cuyas finalidades se encuentran diversas actividades en el ámbito del desempleo.

La actividad de Orientación debe estar presente también en el contexto de la Formación Continua, ya que ésta debe fundamentarse en una toma de decisiones sobre los itinerarios formativos a partir de una información real y objetiva de las posibilidades del sujeto y del entorno económico, y debe acompañar al sujeto a lo largo de toda la vida, cuya duración, además, en la actualidad es mas larga.

Sin embargo este potencial no llega a convertirse en realidad por falta de una auténtica labor de coordinación, que consiga sacar el máximo provecho de todos estos esfuerzos aislados, generalmente dirigidos al pequeño colectivo sobre el que directamente se realiza la intervención y limitados, en muchos casos, por las carencias formativas de los profesionales que se dedican a la Orientación. La formación inicial, la formación de base, no proporciona a los profesionales los recursos precisos para hacer frente a su desempeño profesional.

El ejercicio de esta labor exige hoy que el orientador posea un amplio bagaje de conocimientos centrados en las áreas de psicología, sociología y economía, entre otras, complementados con unos rasgos de personalidad que supongan un gran equilibrio personal, capacidad de comunicación, resistencia a la frustración, seguridad en la toma de decisiones y capacidad para trabajar en equipo. Pero además, requiere competencias técnicas para gestionar la información, capacidad para analizar y evaluar el potencial de los sujetos y poder ayudarles en la autoevaluación; y la capacidad de planificar, organizar y evaluar el trabajo.

Ante esta necesidad sentida, la Fundación, colaborando con CEPYME/ARAGON y con diferentes Administraciones Públicas y la Universidad Complutense de Madrid, ha venido desarrollando un programa formativo durante varias convocatorias denominado MASTER EN ORIENTACIÓN, con el objetivo de capacitar adecuadamente a los profesionales de la orientación.

 

FORMACIÓN E INSERCIÓN PROFESIONAL EN GESTIÓN MEDIOAMBIENTAL

 

No podemos ser ajenos a los nuevos modelos de Gestión Empresarial que incluyen la Gestión Medioambiental, ya que está presente en todas las actividades humanas, bien como agente que las condiciona o como elemento que resulta afectado por ellas.

Por otra parte, la nueva legislación, el interés de los consumidores, la concienciación de la importancia del cuidado de nuestro entorno, entre otras cuestiones, son aspectos que influyen decisivamente en la política medioambiental a adoptar por las empresas, que a través del diseño de un sistema productivo mas eficaz y de una más adecuada y eficiente gestión de los recursos, proporciona unos importantes beneficios económicos, algunos de ellos perfectamente cuantificables, fruto de:

·                    Un mejor control y ahorro de materias primas.

·                    Una reducción en el consumo de energía.

·                    Un aprovechamiento y minimización de los residuos.

·                    La creación de productos y tecnologías ecológicas capaces de general nuevos mercados.

·                    La eliminación de altos costes derivados de posibles sanciones.

·                    La mejora de la imagen empresarial ante los consumidores y la sociedad en general.

Para conseguir alcanzar los beneficios propuestos se debe establecer un sistema de procedimientos operativos y de controles que aseguren la implantación con éxito de la política y del programa medioambiental.Este sistema deberá recoger, como mínimos obligatorios, los puntos a los que se hace referencia en la norma UNE-EN ISO 14001, además de los que la organización considere oportunos incluir. El sistema implica tanto a la estructura de la organización como a los empleados y es necesario designar un responsable de medio ambiente y establecer los criterios que reflejen las nuevas responsabilidades. Las dificultades que las empresas encuentran a la hora de implantarlos, son basicamente:

·                    Carencia de Recursos Humanos cualificados

·                    Carencia en materia de sensibilización.

Aragón dispone de desempleados licenciados y diplomados universitarios, como perfil mas adecuado para la ocupación de las responsabilidades definidas, con necesidad de formación en estas materias, para dar cobertura al mínimo de recursos humanos formados, que se requieren para cumplir las expectativas de las empresas. Nos parece oportuno y adecuado fomentar la incorporación de la mujer a estos puestos de trabajo básicamente por varias razones:

·                    El incremento de Titulados Universitarios.

·                    El mayor porcentaje de desempleo en la población femenina.

·                    La subrepresentación de las mujeres en general en puestos de responsabilidad y en especial con responsabilidades de Gestión de Medioambiente.

Cabe señalar que en relación a las formaciones que se encuentran dentro del área científico-técnico (ingenierías, medioambiente, etc), el porcentaje de mujeres es inferior respecto a los hombres, lo que va a influir en su posterior acceso a determinados puestos de trabajo en el mercado laboral. Por un lado, no son tomadas en cuenta en dichos ámbitos al ser minoría y por otro lado, los puestos de alta dirección y específicos en el área tecnológica son de acceso restringido a profesionales altamente especializados, existiendo un número escaso de mujeres que acceden a puestos de responsabilidad o científico-técnicos; a diferencia del sector servicios donde las tasas de actividad femeninas han crecido por encima de las masculinas.

Para eliminar las barreras que discriminan a la mujer, en función exclusivamente del género, en su acceso al mercado laboral en dichas áreas, es preciso que en todos los ámbitos formativos, tanto desde el inicio en la escuela con la formación obligatoria, como en la formación ocupacional y la formación continua, se oriente en la igualdad, eliminándose la atribución de roles y estereotipos de las formaciones que se consideran típicamente femeninos o masculinos.

Tampoco debemos dejar de lado el papel fundamental de la mujer como 1ª responsable para seguir formándose en dichas áreas y luchar en la consecución de un lugar en el mundo laboral como profesional en trabajos con representación minoritaria.

Además, las distintas Administraciones también deben contribuir y facilitar la igualdad de la mujer en dichas áreas, no sólo mediante la introducción de nuevas fórmulas en materia de contratación, sino también a través de planes de formación que acerquen las nuevas tecnologías y las innovaciones en el área cientifico-técnica a las mujeres, posibilitando, de esta forma, que el empresario valore sus conocimientos altamente especializados para contratarlas en aquellos ámbitos donde se encuentran discriminadas, así como en estudios de necesidades laborales u otras medidas.

Por todo ello entendemos que la formación que impartimos en colaboración con la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón promociona y favorece una realidad empresarial, por un lado, y por otro, una realidad social: Formar universitarios para la incorporación a los nuevos modelos de Gestión Medioambiental, de necesaria y urgente implantación en las empresas aragonesas. En definitiva, se trata de formar, preferentemente a un colectivo de mujeres tituladas universitarias, con el fin de disponer del potencial humano que requiere el mejor posicionamiento en el mercado de las PYMES aragonesas, adecuando sus sistemas y técnicas de gestión.